Av. Padre Prudencio Palmera, 8

46900 - Torrent (Valencia)

+34 961 55 52 52

Secretaria y administración Lunes y Miércoles de 8:00h a 11:00h y Martes y Jueves de 15:15h a 16:15h

Trabajo cooperativo

El trabajo cooperativo es una metodología pedagógica que se basa en la distribución del alumnado en pequeños grupos heterogéneos. De esta forma, se aborda la diversidad en el aula en términos de igualdad y de inclusión. Se fomenta la participación de todos los miembros del grupo, con distintas responsabilidades rotativas, pero con un objetivo común, basado en los contenidos curriculares y las competencias clave. El trabajo cooperativo es la seña de identidad del modelo pedagógico de los Colegios Amigonianos, ya que los valores que promulga coinciden con los principios del carisma y la identidad amigoniana.

Enseñar de Forma Diferente a Personas Diferentes

Las nuevas tecnologías de la información y de la comunicación, implican un cambio en las formas de enseñar y aprender y quizá debamos replantearnos muchos aspectos de la práctica docente. Podemos pues, modificar la forma de enseñar y de aprender generando espacios propicios para el aprendizaje cooperativo. Y en este sentido, es en el que deberíamos aprovechas las posibilidades que nos brindan las nuevas tecnologías de la información y la comunicación.

Ventajas de aplicar propuestas basadas en el aprendizaje cooperativo

Así como claramente lo enuncia la teoría de la Gestalt, "el todo es mas que la suma de las partes". En efecto, el trabajo cooperativo propicia la sinergia. El aprendizaje cooperativo favorece la integración de los estudiantes. Cada alumno aporta al grupo sus habilidades y conocimientos; ésta quien es más analítico, quien es más activo en la planificación del trabajo o del grupo; quien es más sintético, facilita la coordinación; quien es más manipulativo, participa en las producciones materiales. Pero lo más interesante, según las investigaciones realizadas (Joan Rué, 1998), es el hecho de que no es dar o recibir ayuda lo que mejora el aprendizaje en el grupo, sino la conciencia de necesitar ayuda, la necesidad consciente de comunicarlo y el esfuerzo en verbalizar y tener que integrar la ayuda de quien lo ofrece en el propio trabajo. La retroalimentación es un elemento clave para explicar los efectos positivos del aprendizaje cooperativo.

El trabajo de cooperativo aumenta el rendimiento en el proceso de aprendizaje:

Los objetivos de trabajo autoimpuestos por los propios alumnos, potencian más el esfuerzo para conseguir buenos resultados que los objetivos impuestos desde el exterior. Asimismo, amplía el campo de experiencia de los estudiantes y aumenta sus habilidades comunicativas al entrenarlos en el reconocimiento de los puntos de vista de los demás al potenciar las habilidades de trabajo grupal, ya sea para defender los propios argumentos o reconstruir argumentaciones a través del intercambio.

Al desarrollar actividades en equipos

Es fundamental encontrar el punto de equilibrio entre las expectativas sociales grupales y las individuales. Cada alumno y cada grupo es diferente y es necesario justar las metodología para adecuarla a las demandas particulares. Así como habrá quienes están fácilmente dispuestos a aprender y colaborar, habrá de los que se muestran distantes y demandaran de nosotros mayor confianza y estimulo para ser motivados. (VECCHI) El aprendizaje cooperativo constituye ciertamente un enfoque y una metodología que supone todo un desafío a la creatividad y a la innovación en la práctica de la enseñanza.

¿Por qué utilizamos el trabajo cooperativo?

El carisma amigoniano.-

Implantamos el trabajo cooperativo porque…

… la diversidad es el motor del aprendizaje, ya que permite acceder al conocimiento de maneras diferentes y promover las situaciones de andamiaje y apoyo mutuos.

El enfoque humanista de Rogers.-

La teoría de las inteligencias múltiples de Gardner.-

Se contribuye al desarrollo específico de la inteligencia interpersonal, ya que dota a los alumnos de las destrezas necesarias para la interacción social.

La teoría de aprendizaje proximal de Vygotski

Al promover la realización conjunta de las actividades de aprendizaje, se generalizan las situaciones de construcción de conocimientos compartidos.

La teoría del aprendizaje social

Se potencia la interacción social que constituye el elemento básico de todo proceso de aprendizaje por observación. Trabajando con sus compañeros, el alumnado accede a modelos de conducta que pueden potenciar su proceso de aprendizaje.

La teoría genética conductista de Piaget

Al propiciar las dinámicas de trabajo en agrupamientos heterogéneos, genera conflictos sociocognitivos que conducen a la reestructuración de aprendizajes, a través de la búsqueda de nuevas soluciones y la asimilación de perspectivas diferentes a las propias.

La teoría de la interdependencia social de los hermanos Johnson

Se contribuye a la implantación de una dinámica igualitaria en el aula, en la que existe una correlación positiva entre las metas de los alumnos. De este modo, los estudiantes trabajan juntos buscando un objetivo común.

La teoría de la interdependencia social de los hermanos Johnson

Se contribuye a la implantación de una dinámica igualitaria en el aula, en la que existe una correlación positiva entre las metas de los alumnos. De este modo, los estudiantes trabajan juntos buscando un objetivo común.

La teoría del aprendizaje significativo de Ausubel

Permite la modificación de los contenidos hasta adecuarlos al nivel de comprensión de cada uno de los alumnos, a través del apoyo, ayuda y aclaraciones que ofrecen los compañeros.